DESPLEGABLES

.Fotografías

2/9/13

Entre Oslo y Malmo...mar del Norte.



Desde Oslo a Hamburgo…..

El camping en Oslo estaba justo  frente de las pistas de saltos de eski, a unos dos kilómetros en línea recta.
Impresiona ver la altura.

Lo que más me llamó la atención de esta ciudad es el entramado de calles que hay en el subsuelo. Hay incluso cruces regulados por semáforos y glorietas. 

Nunca había visto esto.


Bien temprano nos fuimos al puerto para ver el mas del Norte. 



Una plaza amplia que da a un pequeño entrante del puerto donde hay varias embarcaciones antiguas en las que los turistas disfrutan dando un corto paseo.


Toda la zona es peatonal y Walkiria ha de quedarse muy lejos.

Por esta parte de Europa muchos se mueven en bicicletas. Todas las calles y carreteras próximas a la ciudad cuentan con un carril bici. 

No importa la edad, desde los mas pequeños a los mayores,  van en bici de un lado al otro. De traje y vestido o con ropa deportiva, hay para todos los gusto.

Los bebes disfrutan en unos cochecitos remolque o en sillas colocadas sobre la barra.

Todos están muy acostumbrados y se respetan mucho. Yo lo veo un poco peligroso. Será la falta de costumbre.

Esta plaza, la catedral y una calle céntrica donde hay montones de terrazas flanqueadas con jardineras de flores, han sido los referentes que me llevo de esta ciudad.

Rodaba  hacia Goteburgo con la esperanza de encontrar por fin un lugar bonito desde donde ver el mar del Norte. Pero no conseguí encontrarlo. El puerto está cerrado a la actividad industrial en su mayoría. 



El corto espacio abierto al esparcimiento está ocupado por una serie de barcos de diferente estructura que albergan el museo flotante más grande de Europa.



Busque durante más de media hora la torre que preside el puerto más importante de Europa. Al final comprendo que se trata de  una torre muy moderna de cristales a la que ni tan siquiera se puede acceder.

Decepcionada me marcho en dirección a Malmo.

Varberg……

Busco en el mapa un pueblecito pequeño a la orilla del mar pensando que así podere disfrutar de una vistas mejores.

En Valberg, como casi todos las pequeñas ciudades de esta parte del país, las casas son de planta baja con pequeños jardines cargados de arbustos y flores.


 Al llegar al puerto me llevé una gran alegría, es guapísimo!!

Un puerto pequeñito, muy arreglado y pintado en el que hay una docena de veleros, algunos de madera.


Cuando estaba haciendo mi humilde grabación del mar, mar del Norte, dedicado a IPA, se dejaron caer por el lugar unos alemanes que tenían el velero allí al lado,  repleto de cervezas (risas).


No les entendí ni una palabra, y creo que ellos a mi poco, pero se montó la fiesta. Foto con las banderas y vídeo diciendo “viva España” (risas). Que lío se montó…


Unos kilómetros mas tarde entrábamos en  Malmo.


 Pronto encontré un albergue para compartir habitación con una familia de chinas. Abuela madre e hija. Creo que la chica estaba haciendo algún tipo de trabajo para la universidad y su madre y su abuela la acompañaban. Vi una maleta enorme repleta de comida. No se cuanto tiempo estarían de viaje, pero comida había para un regimiento. (risas).

Hamburgo