DESPLEGABLES

.Fotografías

16/7/13

Walkiria se presenta



 

Cuando Tola me dejó paso no sabía si estaría a su altura y llegaría al mismo corazón de Jah, pero lo he conseguido, le gusto y seré quien la lleve de ruta por los 20 mares de Europa.

Dispongo de 85 Cv de potencia, utilizables tanto en la más recta y aburrida de las autopistas hasta las sendas más intransitables de las cordilleras que separan nuestros mares. En el asfalto mi comportamiento es dócil, aunque mis cualidades empiezan a brillar en el momento que las curvas se acumulan en la ruta.

Mi motor, de dos cilindros paralelos, mi refrigeración acuosa y mi peso liviano hace desaparecer cualquier tipo de vibración del motor y me da una capacidad de aceleración, incluso a alta velocidad, apta para el despegue de pegatinas de cualquier otra rutera.

Pero mi carácter destaca cuando muerdo el polvo. El "modo Enduro" de mi ESA transforma a la señorita rutera que soy, Walkiria, en mi estado habitual, en la fiera del barro y las piedras. Es el momento de sacar mi par de 83 Nm, el bastidor tridimensional, los muelles de mis piernas de 230 mm y 215 mm, y las protecciones de bajos y laterales con las que vengo equipada. Activado el “modo Enduro” estoy preparada para salvar los terrenos más pedregosos y los barrizales más tentadores, y a fe mía que no defraudaré a mi piloto. Soy una moto que pide polvo y barro, y se que Jah me lo va a dar.

Os voy a contar un secreto. Mi encanto no sólo lo encontrareis en mi estética hechizante o en las capacidades ruteras de mi tecnología. Mi sillín de gel es acogedor como una caricia, el abrazo protector que genera mi cúpula de polímero cuando subes sobre mi o una de mis hermanas gemelas te despierta el deseo de kilómetros, y el tacto cálido de los puños calefactados te hace desear descubrir tu faceta de motorista empedernido. Si te subes a una #BMW F800 GS Adventure, es muy probable que quieras volver a hacerlo.

Yo, Walkiria, no soy una moto más. Soy la moto que nos llevará por toda Europa en una ruta de casi 25.000 km. Algo así sólo es planteable con una moto de alta fiabilidad, capaz de salvar cualquier terreno en cualquier condición meteorológica, y además con la capacidad de llevar la carga necesaria para poder realizar una ruta durante más de 40 días seguidos, donde sufriremos temperaturas extremas desde los desiertos de Turquía hasta los vientos helados de Cabo Norte.